domingo, 13 de febrero de 2011

Quién supiera reír...

Debería comprarme otro diario de una maldita vez, y dejar de publicar aquí.
De un tiempo a esta parte, las ideas se han olvidado de pasar por mi cabeza.
Y sólo me queda lugar para jaquecas y desencanto



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...